Agente de Casillas, a la cárcel por 4 años

La Audiencia Provincial de Palma de Mallorca condenó a cuatro años y un día de prisión al representante de futbolistas Santos Márquez González por un delito de estafa agravada en el fichaje del portero Iker Casillas por el Porto.

Según la sentencia, en 2014, el agente engañó a su exsocio Jorge Ignacio S., al que hizo creer que el futbolista quería fichar por algún equipo de Estados Unidos. También le hizo pensar que la comisión por ese fichaje iría destinada a las cuentas de la empresa Mallorca Viva SL, en la que ambos habían sido socios y con la que seguía colaborando.

La empresa, por ello, aportó 9 mil 100 euros a Márquez para su total disponibilidad en la negociación del fichaje de Casillas, cuya comisión, una vez cerrado, el representante "había resuelto no destinar" a la empresa. De hecho, en junio de 2015, inició contactos como "agente libre" con el mánager del deportista para negociar su traspaso al Porto.

Según la sentencia, la nueva empresa habría cobrado 256 mil 500 euros como compensación por los servicios de intermediación y asesoramiento realizados por Santos Márquez. En realidad, solo recibió el primer pago porque los otros tres fueron consignados por el juez como medida cautelar.

Ahora, la Audiencia de Palma condena al acusado a cuatro años y un día por un delito de estafa agravada en concurso con otro de apropiación indebida y 2 mil 166 euros de multa. También lo inhabilita para ejercer como agente, comisionista o intermediario en operaciones de deportistas durante el cumplimiento de la condena. (20-7-19)



Derechos Reservados 2019

Te Enseñamos a ver el
Fútbol como se debe